Ginecomastia

La ginecomastia es ideal para aquellos hombres que sufren del agrandamiento patológico de las glándulas mamarias, haciendo que sus pechos luzcan mucho más voluminosos y hasta caídos.

La ginecomastia se refiere al excesivo tamaño de la mama de un hombre provocado por un mayor desarrollo de la glándula mamaria con o sin acumulación de grasa en la zona.

Este procedimiento busca devolver la mama del hombre a su tamaño normal, y consiste en la extirpación de la glándula mamaria realizando una pequeña incisión a la altura de la areola en los casos en que el paciente presente una patología glandular. Si el exceso de tamaño es debido a la acumulación de grasa en la zona, la técnica empleada deberá ser liposucción. Esta intervención tiene una duración de dos horas y se lleva a cabo con anestesia general.

Los resultados de la ginecomastia en hombres son significativos y permanentes evidenciándose desde la primera semana, sin embargo los resultados definitivos se conseguirán pasando dos meses ya que el proceso de recuperación de los tejidos es lento.